Michelena tras sus huellas aborigenes introduccion migracion poblamiento tachire
Poblamiento de michelena petroglifos armas utencilios caseros raices ...





Michelena se ubica en el corazón del Estado Táchira


INTRODUCCION

Ante todo quiero expresar los sinceros agradecimientos primeramente a DIOS Todopoderoso y a la Santísima Virgen de la Consolación por brindarnos la Salud y un nuevo motivo para congregamos en pro del cronismo regional y a Ustedes, apreciados Colegas, por la importante oportunidad que me conceden para tratar el presente Tema inédito, MICHELENA, Tras sus Huellas Aborígenes, el cual forma parte de la labor investigativa y divulgativa que se está adelantado con el propósito de estructurar los distintos eslabones históricos de nuestra Patria Chica.

En este sentido, comenzamos señalando que el único propósito que nos anima, al presentar a vuestra consideración esta Ponencia, no es otro sino el de darles a conocer significativos detalles y aspectos relacionados con la presencia de parcialidades indígenas propias que puedan motivar la revisión clasificatoria de las tribus tachirenses, las cuales aludiré en el presente trabajo. En virtud de que nuestro Municipio no aparece en el honorífico Mapa que nos señale nuestros ancestros, a pesar de contar aún con los vestigios, que el tiempo no ha borrado de las manifestaciones culturales propias y acordes con esa reconocida laboriosidad indígena, representada, entre otras, por los petroglifos, armas y utensilios caseros, caminos empedrados, cimientos de piedra, lagunas encantadas, rocas con su vértice orientado hacia el sol, etc., los cuales constituyen pruebas evidentes de su presencia en el territorio Michelenense

Aunado, a lo anterior, está el valioso aporte histórico y iécnico que nos conceden las apreciables producciones bibliográficas y hemerográficas de acuciosos y destacados Historiadores versados en la materia, para facilitar el trabajo y de esta manera responder a las inquietudes de quienes hacemos vida en el MUNICIPIO MICHELENA, y que tienen que ver indirectamente con la procedencia el nombre de los primeros habitantes y sus principales aspectos vívenciales tanto internamente como en su relación con los vecinos.

Por supuesto que, entendemos, la tarea no es fácil y la principal dificultad estriba en el hecho de carecerse de escritura, agregándose a ello los testimonios mediatizados e injustos, en la mayoría de los casos, aportados por los españoles. De igual manera, como lo apunta el talentoso historiador emeritense Don Tulio Febres Cordero, “...se observa en los Andes venezolanos y lo mismo en casi toda la América, que los indios que hallaron los españoles fueron precedidos por otros más civilizados, lo que puede explicarse con toda probabilidad por degeneración o aniquilamiento de las razas autóctonas a causa de invasiones de otras razas conquistadoras".

Sin embargo, se debe seguir adelante en procura de nuevas luces que nos lleven al esclarecimiento de estas incógnitas, las cuales sirven de base para enfrentar con propiedad el presente y proyectar el futuro. Pues, también comprendemos que los pueblos que no se preocupan por conocer las huellas de su pasado, terminan siendo victimas de su propia indiferencia; por carecer de identidad y valores solidarios.


MIGRACION Y POBLAMIENTO TACHIRENSE

Los estudios realizados por destacados investigadores acerca del origen y poblamiento de los aborígenes tachirenses coinciden en afirmar que sus raíces no son autóctonas sino que, por el contrario, provienen de diferentes corrientes migratorias, las cuales ocurrieron mediante oleadas sucesivas y penetraron por la ruta que les ofrecían las variedades topográficas de la región.

Esta hipótesis es sustentada, entre otros Autores, por el Sr. Alfredo Jahn quien afirma que ".. los indígenas que habitaron el Estado eran de diversa procedencia (Caribes, Aruacos, Betoy y Timotes) ya que la entrada se favorecía por las características del relieve tachirense."

Comparte también esta opinión el Sr. Arturo Cardozo quien agrega que "...en la región de Trujillo y Mérida y parte del Táchira estaban asentados grupos étnicos que se denominan Timoto-Cuicas (considerados descendientes de los Muiscas y a mayor distancia de los Mayas). Rodeando a estas comunidades, en una especie de cerco, se hallaban grupos Aborígenes de diverso origen, asentados en las llanuras circundantes de la cordillera: entre ellos los Jiraharas, que habían penetrado un amplio sector del Táchira

A esta última observación se refiere don Tulio Febres Cordero luego de deducir que los primitivos habitantes pudieron venir de América Central y extenderse por las llanuras hasta la Cordillera, poblando los Andes granadinos y venezolanos. Así se explicaría la semejanza entre las tribus andinas de ambos países. Dice don Tulio que Caquetíos y Jiraharas vivieron en las alturas de la Cordillera de Mérida y Táchira, formando la población dominante del tiempo de la Conquista. Habrían subido por el flanco meridional de la cordillera venezolana hasta las altas cumbres, entrando por los valles de los ríos de Trujillo, Mérida y Táchira."

Por su parte, la Lic. Reyna Durán, Directora del Museo Tachirense, quien cumple una extraordinaria labor Arqueológica en esta entidad Federal, expresa lo siguiente;"La presunta descendencia Chibcha de todos los Aborígenes andinos no se ajusta a lo expuesto y así como los grupos mencionados: Caribes, Aruacos, Betoy y Timotes fueron los grupos principales que poblaron el territorio venezolano igual sucedió en el Táchira, facilitándolo sus propias características geográficas, las cuales constituyeron un escenario natural propicio para la convergencia de grupos étnicos de distinta extracción natural."


POBLAMIENTO DE MICHELENA

El territorio que actualmente ocupa el Municipio Michelena también sirvió de asiento a nuestros antepasados aborígenes. Las vías de acceso que conforman su variada topografía y la privilegiada situación geográfica del territorio en el contexto Regional facilitaron su ingreso. Los vestigios hallados en su suelo (petroglifos, armas, utensilios caseros, cimientos, caminos empedrados, hornos, rocas con el vértice apuntando al sol, tradiciones, etc.) y los testimonios documentales aportados por insignes historiadores, así lo demuestran.


Entre las pruebas materiales que corroboran la anterior aseveración, se encuentran las siguientes:


PETROGLIFOS:

Las Peñas, ubicado en la Aldea El Uvito. El Peñón, Aldea Machado. Piedra Rota, Aldea Machado. Piedra de los Apóstoles, en la intersección de vías a San Juan de Colón, Seboruco y Michelena Aldea Vegones. La Piedra de las 100 serpientes, Aldea El Molino, entre los Municipios Lobatera y Michelena.


ARMAS Y UTENSILIOS CASEROS:

Localizados en varias Aldeas del Municipio, entre ellas, Platanales, Machado, Los Hornos, El Uvito.


CIMIENTOS EMPEDRADOS: diseminados por el territorio.


CAMINOS EMPEDRADOS: de manera especial, en las Aldeas Las Quebradas, La Borrera, Platanales, Vegones, El Uvito.


PIEDRAS CON EL VERTICE ORIENTADO HACIA EL SOL: En las Aldeas Las Quebradas, Machado, Los Hornos, El Uvito.

LOS HORNOS: para distintos usos, localizados en la Aldea del mismo nombre.

LAGUNAS ENCANTADAS: Boca de Monte, Maporal y Laguna Real.

Una de las primeras avanzadas indígenas procedentes de los grupos de filiación Timote, incursionan por la ruta de la Montaña hasta aposentarse por los lados del páramo El Almorzadero y tas actuales Aldeas Montegrande y Los Hornos, en la región sur-oriental del Municipio Michelena.

La estratégica y visionaria determinación de fijar su asentamiento en este lugar, al pie de El Picacho, les permitirá con el tiempo ser uno de los puntos intermedios de la ruta comprendida entre la ciudad de Pamplona y tas codiciadas Sierras Nevadas (Mérida).

Y, va a suceder que en el año 1558, el Capitán de la capa roja Juan Rodríguez Suárez, en su ruta hacia las Sierras Nevadas decide alojarse en este Pueblo indígena al que llamó del ARCABUCO, cuyo vocablo significa: "Monte muy espeso y cerrado", identificando de esta manera las características geográficas del lugar visitado.

El relato, al respecto, nos lo ofrece el Dr. Lucas Guillermo Castillo Lara en su Obra


RAÍCES POBLADORAS DEL TACHIRA:

TARIBA, GUASIMOS (PALMIRA), CAPACHO, cuya trascripción textual es la siguiente: "Pocos años después, en 1558, el empuje pamplonés enviaba en misión descubridora al Capitán Juan Rodríguez Suárez, en busca de las míticas Sierras Nevadas. Desde la Loma del Viento columbró el Valle, que los naturales nombraban Zorca y él llamó de Santiago, y unos pueblos indios que había en las chapas fronteras y altos Al avanzar más adelante pudo ver a Táriba.

Después de discurrir por todo el Valle con sus correrías, Rodríguez Suárez "se vino a alojar a un pueblo que llamó del Arcabuco1 y después fue llamado de los Corrales, que es el último para subir al páramo de San Bartolomé."

Una vez allí, mandó por caudillo a Juan Esteban, en busca de minas y ríos que en su corriente llevaran el preciado metal.

Los soldados y el caudillo fueron sorprendidos en un pequeño bosque cubierto por la maleza, salieron por varias partes gran cantidad de indígenas que los atacaron muy fuertemente, hirieron a tres soldados, matando a Cisneros a quien los soldados enterraron posteriormente en la montaña para que los aborígenes no supieran de su muerte. Según confesión dada por el propio Juan Esteban: "...dixo que es verdad que abiendo salido este confesante con gente a descubrir camino desde el pueblo del ARCABUCO, llegaron este confesante y la dicha gente a un pueblo de indios, los cuales salieron a los cristianos y mataron al dicho Bartolomé de Cisneros e hirieron a este confesante en una pierna e sin entrar en el dicho pueblo se volvieron luego."

El entierro de Cisneros en secreto tenía la finalidad que los aborígenes no supieran que los españoles eran mortales. Sabemos que en toda América tanto jinetes como caballos eran percibidos al principio por los indígenas como seres invulnerables. Para proteger sus vidas de los ataques indígenas, se escondían bajo el rumor de su supuesta inmortalidad

Ya había enviado Juan Esteban a los soldados Alonso González, Pedro de Castro y Martín Gaviria, para que dieran a conocer a Juan Rodríguez Suárez lo ocurrido en El Cobre.

Llegaron al lugar donde había quedado Juan Rodríguez, al que notificaron lo sucedido, quien enfadado y ligeramente preocupado los envió de vuelta con más soldados para que socorrieran y trajeran a Juan Esteban a donde se encontraba él con el resto de las tropas, como en efecto lo hicieron.

Rodríguez Suárez siguió luego en su ruta descubridora, en busca de las Sierras Nevadas, dejándole a perpetuidad su mención toponímica a este sitio.

El pueblo del Arcabuco, geográficamente, está ubicado al este de Michelena y en la actualidad une, por la zona Sur-Norte, a las Aldeas Montegrande y Los Hornos, respectivamente de este Municipio.


EL PUEBLO DEL ARCABUCO O DE LOS CORRALES ES EL MISMO DE LOBATERA

Con el paso del capitán Juan Rodríguez Suárez, por territorio Michelenense, en 1558, el asentamiento aborigen identificado como LOBATERA sale de su anonimato para compartir los nombres de ARCABUCOS y LOS CORRALES.

El propio Rodríguez Suárez al llegar a La Grita hizo reparto de indios, y en ellos incluyó, entre otros, "al pueblo de Los Corrales con todas sus tierras a ellos pertenecientes..."

De igual manera, en el primer documento sobre Encomiendas en tierras tachirenses que se conoce, se expresa lo siguiente: "Depositó en vos el dicho Alonso Durán, los indios que tenía depositados Juan de Amores en los términos de Pamplona y jurisdicci6n de esta Villa en compañía de Pedro Sánchez, en LOS CORRALES y Valle de La Grita...", fechado el 15 de diciembre de 1561 y otorgado por el Capitán Juan Maldonado a escasos meses de la Fundación de San Cristóbal.

En abril de 1562, Durán tomaba posesión de su Encomienda ante el Magnifico Señor Miguel Lorenzo, Alcalde Ordinario de la Villa, y en presencia del Escribano Juan Camacho. Para ello trajo un indio, que interrogado por intermedio de Alonsillo, indio ladino cristiano del dicho Alcalde que sirvió de lengua, dijo: "que es del pueblo llamado Lobatera que los españoles llaman el pueblo de los Corrales, y que se llama Periure."

Años mas tarde, el 28 de abril de 1565 era otorgada una Encomienda al español Alonso Alvarez de Zamora, en el pueblo de ARCABUCO."

El Encomendero Dionisio Velasco expresaba, en 1571, los términos de sus tierras eran;"dende la Lagunilla de Táriba el camino en la mano y hasta los Corrales, sobre mano derecha en aquella caldera, donde dichos indios estaban poblados y tienen sus labranzas."

El 16 de septiembre de 1597 le fue concedida una Estancia de Ganado Mayor en Lobatera el Capitán Felipe de Aguüro "...medida desde donde al presente la tenéis poblada con unas ovejas, por aquella parte mil y quinientos pasos, y midiendo el largo que son tres mil pasos a lo alto, hacia donde tenía un corral de vacas,~. "

En 1627 el Visitador Lic. Saavedra concentraba a estos indígenas junto con otras parcialidades en el pueblo de Guásimos.

Y, entre 1627 y 1634 se hacían las primeras adjudicaciones en el actual Valle de

Lobatera: Al Capitán Isidro Jaimes, vecino de San Cristóbal, persona benemérita, cuatro estancias de ganado mayor en el Valle de Lobatera, en lo que hubiere yacos de los resguardos viejos de los indios Oriquenas y de los Cucunabecas de Lorenzo Salomón, naturales que fúeron sacados de allí a varios lugares distantes de tres leguas, lindando también con estancias de Felipe de Agüero.

Al Capitán Francisco Chacón, teniente de Gobernador y Regidor Perpetuo de La Grita, yerno de Pedro Torres Vera, de los primeros fundadores de Lobatera, dos estancias de ganado mayor, subiendo por la quebrada de Calvagría, que por otro nombre llamaban el Salado, hasta su nacimiento, desde unos corrales,.."


LOS CACONABECAS O CUCUNABECAS

La existencia de Petroglifos, lagunas, cimientos y caminos empedrados y utensilios propios de los indígenas en tas Peñas (Aldea El Uvito), El Peñón y Piedra Rota de la Aldea Mechada, nos inducen a compartir la teoría del Dr. Lucas Guillermo Castillo Lara, de que la descripción expresada en la Encomienda otorgada, el 24 de octubre de 1577, a Hernando Lorenzo Salomón hijo, con el título de Conequea, se refiere a la parcialidad indígena de los CACONABECAS, habitantes de los lugares señalados anteriormente, y que abarcaba "otro barrio que se dice Loraca descendiendo a las vertientes del río de Lobatera abajo, todo el dicho río abajo a mano derecha, como el dicho vuestro padre los tenía y poseía."

Y, la misma se rubrica con la visita que hacía a esa encomienda Don Antonio Beltrán de Guevara, Corregidor y Justicia Mayor de Tunja, quien había sido enviado por la Audiencia de Santa Fe a revistar los naturales de esos Partidos En la Visita a esa Encomienda, llamada en ese entonces CACONABECA, mandó a Salomón contribuyera a la construcción de Iglesia de comunidad, que ubicó en un lugar llamado "Bigara", que es donde tenía una estancia Pedro de Anguieta". Y los indios se situarían en un sitio y pedazo de sabana, junta a una quebrada y par debajo de la montaña, el cual sitio se llamaba "Jenacacua" y la quebrada "Unarire".

Con la Visita del Licenciado Saavedra al pueblo de Temuco, los indígenas de la Encomienda de Anguieta, le solicitaban que se les poblase junto con los indios de Caconabeca y Aborotá, porque, decían, todos hablaban una lengua y eran parientes.

El año 1627, le fue otorgada una estancia de ganado mayor en tierras de Lobatera, en la loma que va a Cucunabeca, a Andrés de Araque de Liévano, Cura y Vicario de la Villa de San Cristóbal.

En el contenido de la Encomienda otorgada, el año 1633, al Capitán Isidro Jaimes en la que"... le conceden 4 estancias dé ganado mayor en el valle de Lobatera, en lo que hubiere de vacos de los resguardos viejos de los indios Oriquenas y de los Cucunabecas de Lorenzo Salomón, naturales que fueron sacados de allí a varios lugares, distantes más de tres leguas, ...", estaría la explicación de su traslado al actual sitio conocido como Salomón y su relación con los indios Caconabecas clasificados en este lugar del Municipio Andrés Bello.


Autor:

Lic. Amable Tapias C.

Cronista Oficial de Michelena







» http://espanol.geocities.com/asocronistas/michelena.html


Datos del Autor
Escribir al Autor
Agregar Comentario
Rankear este Aviso
Estadísticas

» pj


Tecnologia Rie.cl V2010